RECONOCIMIENTO IMPLÍCITO AL CORONEL PÉREZ DE LOS COBOS

15 de septiembre de 2021

*La pura rutina sin el más mínimo sentido común *

 

Otra vez más, la Justicia ha actuado con la pura rutina sin aplicar el mínimo sentido común, y alejada del clamor social.

La decisión de la Audiencia Nacional, expresada en la reciente sentencia, no quita un ápice del mérito del coronel Pérez de los Cobos: sin entrar en valorar ni técnica ni jurídicamente la solución final aplicada, lo que no se desdice es que el coronel en todo momento actuó en conciencia con profesionalidad y absoluta lealtad al ordenamiento constitucional, haciendo gala de los valores que la Guardia Civil viene representando desde su creación.

Toda la sociedad puede entender que un puesto de libre designación puede ser asignado y removido en función del grado de confianza que haya entre el que asigna y el afectado. Pero es un argumento muy pobre para justificar una actuación que todos los que la siguen, están de acuerdo en que éticamente fue la más correcta en ese momento.

El coronel ha disfrutado del máximo nivel de confianza con los últimos gobiernos, ocupando puestos de trabajo, de libre designación, en el Ministerio del interior y en la Secretaría de Estado de Seguridad, y en la Dirección general de la Guardia Civil. Y en todo momento y lugar ha actuado de la misma forma, con lealtad y honradez, independientemente del color político del gobernante de turno.

Sencillamente, es un profesional al que poco, o nada, se le puede achacar en contra. Casi 40 años vistiendo un uniforme con el que ha estado sirviendo a España desde diferentes puestos y con distinto nivel de responsabilidad, y siempre con reconocimiento.

Sí. Esta sentencia viene a certificar la corrección de su actuación, aunque espurios argumentos jurídicos traten de blanquearla.

 

                                                                                                                                                     15 de septiembre de 2021

1